Gastón Monge

Nuevo Laredo, Tamaulipas.- Un total de mil 104 vehículos de un total de 22 mil que fueron revisados en el módulo sanitario colocado por Coepris en el puente internacional Juárez-Lincoln, fueron regresados a Laredo, Texas, entre el 27 de diciembre y el 5 de enero por no cumplir con las recomendaciones sanitarias, informó el coordinador de este organismo estatal, Adolfo Benavidez Guerra.

Adolfo Benavidez Guerra

Dijo el funcionario que se trata del reporte más reciente de las actividades que personal de la dependencia realizó en dicho lapso de tiempo, y refirió que los conductores que fueron retornados fue por no cumplir con el Doble Hoy no Circula, no tener el cubrebocas, no comprobar un viaje esencial, o circular con más de dos personas dentro del vehículo.

Mencionó el funcionario que al obtener el promedio diario, resulta que  dos mil 199 vehículos cruzaron cada día por este punto de revisión sanitaria, y que entre el viernes y el sábado la cantidad de vehículos retornados a la vecina ciudad fronteriza, se incremente, aunque ya el domingo retorne a su cauce normal.

“Sacamos un promedio de estos vehículos y nos da en promedio  dos mil 199 por día, por lo que cada día fueron retornados 110 vehículos por no cumplir con las especificaciones que marca el programa que inició en días pasados”, reiteró.

Pero en cuanto al trabajo realizado en la ciudad, comentó el funcionario que algunos paisanos se quedaron para hacer algunas compras para después viajar a sus destinos, mientras que otros ciudadanos locales que se prepararon para las fiestas decembrinas, se les recomendó se quedaran en sus casas para evitar la expansión de la enfermedad, recomendaciones que dijo, no resultaron ya que se disparó de manera alarmante.

“Pero detectamos ciertos giros que tenían mayor fluidez en cuanto  a la visita de los ciudadanos, y entre esos giros que detectamos nos dimos a la terea de visitarlos y de exhortarlos para que siguieran las medidas de protección sanitaria”, señaló.

Se trató de restaurantes, hoteles, tiendas de autoservicio,  tiendas departamentales, de abarrotes, tiendas de conveniencias, depósitos, bancos, iglesias, salones de eventos, palapas y jardines, además del transporte público y los puestos fijos y las pulgas.

En esta tarea realizada por personal de Coepris, participaron como apoyo dependencias del Estado, como SET, Oficina Fiscal, Seabe y otras, que apoyaron durante las visitas realizadas a dichos establecimientos.

En cuanto al transporte público local y foráneo, fueron empelados de la subdelegación local del transporte los que llevaron a cabo esta tarea en las diversas centrales de autobuses para exhortarlos a  que cumplieran con el 50 por ciento de los usuarios.

“Se trabajó bastante en ese mes, y las medidas generales fueron poner un responsable en las entradas para tomar la temperaturas, un tapete sanitizante con solución, el uso correcto del cubrebocas antes de ingresar al establecimiento, sana distancia, gel antibacterial, además de la desinfección de los carritos  y lugares de mucho contacto con las personas.

Al terminar el Programa Paisano el 6 de enero, los mexicanos residentes en Estados Unidos que cruzaron la frontera para regresar a sus lugares de residencia no fueron revisados médicamente por ser sus viajes a México esenciales, por lo que tuvieron libertad de viajar con sus familias al interior del país, por lo que no se les aplicaron las restricciones sanitarias.